5 de febrero de 2018

COMPROMISO, CONSTANCIA, ESFUERZO E ILUSIÓN

26.780€ han sido generados en los últimos 400 días de mi vida. 25.800€ en los 365 del año pasado, a través del Reto 24 Maratones Solidarias Sub3 horas 2017 y 980€ en los primeros 35 de este mediante el Reto 15.052 km Bkool 2018.
26.780€ que han sido destinados a distintas entidades, que necesitan de medios económicos para poder seguir desarrollando su actividad.
26.780€ que unidos a los ya destinados desde que en el año 2012 comenzara a usar el deporte como herramienta para intentar hacer "diferente" este mundo, suman más de 150.000€.
Más de 150.000€ generados sin medios, a base de echarle muchas ganas, fatigado de tantas palmaditas (estériles) en la espalda y eternamente agradecido a los que de verdad os hacéis partícipes y tiráis de este carro para hacerme más liviana la tarea.
Como dijo Eduardo Galeano, somos libres de inventarnos a nosotros mismos. Somos libres de ser lo que se nos ocurra ser. El destino es un espacio abierto, y para llenarlo hay que pelear a brazo partido contra el quieto mundo (...)


Hace unos días despedíamos enero... Atrás quedan 31 días pedaleando sobre el rodillo Bkool, para completar 1.694 kilómetros de los 15.052 que componen el reto que me he propuesto para este año. Kilómetros "justificados" diariamente en mi perfil de Strava y semanalmente en mi página de Facebook.
Mi OBJETIVO es recaudar un euro por cada kilómetro completado, que muy honradamente (como siempre) serán entregados de forma equitativa a distintas entidades que lo necesitan.
Cerrábamos enero con 950 kilómetros "apadrinados", que se traducen en 950€ que ya han sido destinados a la Asociación de Enfermos Musculares del Principado de Asturias (ASEMPA). Euros "justificados" al detalle con sus respectivos extractos en todas mis redes sociales.
Comenzamos febrero con la misma ilusión con la que arrancábamos la iniciativa, intentando darle sentido a todos y cada uno de los segundos que me paso pedaleando sin moverme del sitio, encerrado entre cuatro paredes... ¿Me ayudas?


Pienso que hay que tener una motivación por la que merezca la pena levantarse todos los días.
Yo canalizo mis emociones a través del deporte y, aunque los años (por suerte) vayan cayendo irremediablemente, me gustaría volver a ser competitivo como lo fui allá por el ya lejano 2010... Con mis limitaciones, pero competitivo.
Para ello me machaco a diario en mi particular "cueva del dolor", encerrado entre las cuatro paredes de una fría cochera.
Hace unos días estrenábamos mes, y febrero siempre llega con olor a duatlón. Y aunque mi objetivo principal esté señalado para el 4 de marzo (día en el que cumpliré 38 castañas), hay que empezar a familiarizarse con una disciplina con la que desde hace tiempo mantengo un intenso romance. La misma que -quizás cuando más lo necesitaba- me hizo creer en mí.
Porque, aunque el búfalo se esté haciendo viejo, sigue luchando por hacerlo con los cuernos preparados para embestir cuando llegue el momento.


A lo mío, a base de COMPROMISO, CONSTANCIA, ESFUERZO e ILUSIÓN sigo haciendo que mi VIDA sea un poco más plena...

17 de enero de 2018

MIS 24 MARATONES, EN PRENSA

Me hice fuerte. Si te dejas llevar por lo que dicen, acabas por recular. Te condenas a pasar el resto de tu vida atado al qué dirán, a una existencia planificada según lo establecido. Si te plantas, dices que no y luchas por hacer lo que te gusta, por raro que sea, coges confianza en ti mismo y acabas siendo lo que de verdad quieres ser.


Como escribía en la entrada anterior, atrás quedan 365 días duros; tanto como gratificantes. Interminables viajes en economía de supervivencia, precedidos de duros entrenamientos alimentados a base de compromiso, constancia, esfuerzo e ilusión.
Atrás queda un intenso 2017 y por delante nos espera un exigente 2018...

15 de enero de 2018

ADIÓS 2017... ¡HOLA 2018!

Desde el pasado día 5 de diciembre sin escribir en este espacio, es mucho tiempo... Y es que le faltaron horas al día para poder redactar una crónica como se merecían los dos últimos asaltos a los 42,195 km del año, con los que completamos el Reto 24 Maratones Solidarias Sub3 horas 2017.
Había comentado en varias ocasiones que a lo único que aspiraba era a sentarme el día de Nochevieja en la mesa y -cuando hiciéramos el típico repaso mental del año- estar (y sentirme) en paz conmigo mismo y poder brindar por ello...
¡Y lo hemos conseguido!. ¡Vaya que si lo hemos conseguido!
25.800€ han sido destinados a distintas causas sociales gracias a la iniciativa y todo lo que esta ha generado alrededor. Doce meses al pie del cañón que han dado sus frutos:
  • Asociación Galbán: 4.752€
  • Fundación Josep Carreras: 4.000€
  • IUOPA: 3.839€
  • Enol Suárez: 3.714€
  • ASEMPA: 2.801€
  • Fibrosis Quística Asturias: 2.602€
  • ELA Principado.: 2.223€
  • Duchenne Parent Project España: 856€
  • Cruz Roja (Asamblea Alto Nalón): 500€ + recogida de juguetes
  • Asociación Rey Aurelio: 473€
  • AsturiasMovember: 40€
Atrás quedan 365 días duros; tanto como gratificantes. Interminables viajes en economía de supervivencia, precedidos de duros entrenamientos alimentados a base de altas dosis de compromiso, constancia, esfuerzo e ilusión.
365 días llenos de momentos que perdurarán para siempre en la hemeroteca de la historia de mi vida. Momentos compartidos con gente que hacéis mucho más bonito mi paso por este mundo. ¡GRACIAS!


Adiós 2017... ¡Hola 2018!


Atrás queda un intenso 2017 y por delante nos espera un exigente 2018.
Con el FIN de seguir recaudando fondos a través del deporte destinados a la lucha contra el Cáncer, Enfermedades Poco Frecuentes y causas sociales que lo necesiten, ve la luz el proyecto Reto 15.052km Bkool 2018.
Una iniciativa con la que me comprometo a completar los mismos kilómetros que Alejandro Valverde sumó en competición en la temporada 2016, con la peculiaridad de que se desarrollarán en estático, sobre un rodillo simulador Bkool.



Mi OBJETIVO es recaudar un euro por cada kilómetro completado, que muy honradamente serán entregados de forma equitativa a las siguientes entidades:
  • ASEMPA 
  • ELA Principado
  • Asociación Galbán
  • Asociación Rey Aurelio
  • Fibrosis Quística Asturias
  • Duchenne Parent Project
Me motiva mucho la idea de destinar una media de dos horas de mi vida durante 365 días, pedaleando sin moverme del sitio a favor de distintas causas sociales.
Hablando de kilómetros, 1.254 al mes.


Lunes, 15 de enero 2018
Comienza la tercera semana del año. 400 kilómetros más de los 15.052 que me he fijado como meta, han sido completados en los últimos siete días.
400 km que sumados a los 335 anteriores, hacen un total de 735 completados.
A 14.317 kilómetros del objetivo previsto, muy agradecido por todos los apoyos recibidos y dejando claro que no lo hago para mí, sino para las causas por las que este año pedalearé sin moverme del sitio, sigo buscando padrinos para mis kilómetros a razón de 1 kilómetro = 1 Euro.


Seguir usando el deporte como herramienta solidaria me da vida y volver a competir me motiva. Los años pasan muy rápido y hay que aprovecharlos.
Seguimos con sesiones de hasta 90 kilómetros encerrado entre cuatro paredes, compaginadas con algún que otro entrenamiento de carrera con la vista puesta en Orihuela, donde se disputará el Campeonato de España de Duatlón MD.


Dicen que la clave de una vida feliz es alcanzar metas de las que te sientas orgulloso y tener siempre un propósito que cumplir.
Un proyecto de vida es la dirección que una persona marca para su propia existencia, en base a sus valores. Es saber quién soy y plantear metas a corto, medio y largo plazo en las diferentes áreas de la vida.
Sobrado de motivos y en busca de nuevas motivaciones, con la vista al frente y la mirada fijada en el horizonte... ¡Seguimos!

¿CÓMO COLABORAR?
A través del siguiente número de cuenta donde se recibirán las aportaciones que serán destinadas a la causa: ES43 3059 0063 2129 4138 1820 (Caja Rural)


Palabra de Lionel Sanders:
"Caminando en la naturaleza se me ocurrió el tema del entrenamiento indoor.
Y realmente creo que el entrenamiento en interior es mejor que en espacios exteriores, porque no tienes ningún impedimento. Yo entreno todos los días bajo techo. He mejorado mucho en bicicleta, también en carrera a pie. Y puedo practicar aunque esté nevando fuera. La natación también la entreno en ese espacio. Nado en una piscina que tiene espejos en el fondo para mejorar y mecanizar mis movimientos. Ahí transcurre todo, en la cueva del dolor".

#MuyFandelEntrenamientoIndoor

5 de diciembre de 2017

LA VIGESIMOSEGUNDA DEL AÑO

"Vive y ama tu vida"

Coincidiendo con la celebración del 39 Cross Popular "Villa de Gijón", el pasado día 26 de noviembre conseguía completar mi vigesimosegunda maratón "sub3 horas" del año, quedando a únicamente dos de completar el objetivo previsto para este 2017 que ya está dando sus últimos coletazos.


Después de 31 vueltas y media al kilometrín + los casi 11,5 km de los que consta el Cross Popular "Villa de Gijón", cruzaba una nueva meta.
A las 8:51 comenzaba a correr para 2:54:50 (paso por la maratón en 2:52:49) después poner el punto (y seguido) a este nuevo asalto a los 42,195 km.
Como comentaba en mi muro de facebook, estoy muy agradecido a tod@s por los ánimos y por el calor con el que templasteis una muy fría mañana... Muy agradecido por dejarme compartir con vosotr@s esta aventura.
Cuando uno camina (mejor dicho corre) sobre esa delgada línea que separa a un "superhombre" de un "mono de feria" se agradece. Se agradece mucho.
Próxima parada: Maratón de Málaga.

¡LA VIGESIMOSEGUNDA... TA FECHA!


Tennesee Williams dijo que si se deshiciera de sus demonios, perdería a sus ángeles. No hay frase más exacta para describir esta dualidad en la que vivo, esta tensión entre dos fuerzas (...) La fuerza de la gravedad que nos ata a la tierra es la que nos hace querer volar. El dolor del aplastamiento se transforma en adrenalina que nos eleva. (Texto Corriente Contra).

Día a día, con fe... ¡Y las alas listas para echar a volar!


14 de noviembre de 2017

AVANZANDO, SIN MOVERSE DEL SITIO

Conocedor de mi afición por el entrenamiento indoor, un joven atleta me preguntaba hace unos días que si correr en cinta podría servir de sustituto a los entrenamientos de carrera en la calle, ya que el invierno se aproxima y hay que resguardarse para que la gripe no nos de caza y nos deje tirados en la cuneta.


En este caso, ya que me la han pedido, y sin querer entrar en ningún debate ni mucho menos pretender sentar cátedra, comparto mi opinión en estas líneas:
Desde hace años el entrenamiento indoor forma parte de mi rutina pero desde julio de este ya casi terminado 2017, se ha instalado con más fuerza si cabe en mi día a día. Hasta tal punto que cada vez me cuesta más salir a la calle.
¡Pedalear en el rodillo o sumar kilómetros sobre el tapiz rodante me gusta!
A día de hoy más del 90% del entrenamiento lo hago en estático, encerrado entre las cuatro paredes de la cochera de mi buen amigo Mai Vigil o en la trastienda del estudio de tatuaje de mi compañera de vida Mayte¿Qué si funciona...?


En el momento de escribir estas líneas llevo completadas 21 maratones sub3 horas en lo que va de año, cruzando la meta en tiempos comprendidos entre 2:45 y 2:58 horas pero -en varias ocasiones- con margen más que de sobra para meter una marcha más. Como ejemplo, el pasado 29 de octubre cruzaba la meta de la Maratón de Alcalá de Henares con una media de únicamente 150 p.p.m.
Por otra parte, a pesar de la carga de kilómetros que llevo, únicamente visito al fisio para descargar piernas o mantener a raya a mi "amiga" la fascitis plantar que, con los pies totalmente planos que tengo, convive conmigo desde hace tiempo.
Lógicamente, también me he hecho un deportista más fuerte psicológicamente.
Como ejemplo, entre mis entrenamientos habituales destaca el siguiente:
Siempre con una inclinación de 1 ó 2 grados, comienzo con una velocidad de 13 km/h. Cada kilómetro recorrido la voy aumentando progresivamente en 0,5 km/h, hasta llegar a los 18 km/h. Para terminar, hago un par de kilómetros a 13 km/h.
Corto pero intenso, este entrenamiento lo suelo hacer los días que doblo sesión.


En cuanto a la bici se refiere, en los últimos meses únicamente he salido a rodar a la calle en tres ocasiones, por lo que tampoco tengo datos suficientes para contrastar. Pero he de decir que en una salida que hacía el mes pasado -que me llevaría desde casa hasta Covadonga- conseguí rodar durante 80 km a una media de 31 km/h, sin subir las revoluciones del motor en ningún momento (129 p.p.m.).
Creo que los entrenamientos en el rodillo (yo los hago en el simulador Bkool) te exprimen mucho más, puesto que los kilómetros que se recorren son todos "reales". Y me refiero a que en una salida en bicicleta, cuando el terreno se pone favorable, nos dejamos ir y la propia inercia nos hace avanzar, con la consiguiente recuperación y bajada de pulsaciones. En estático, el rodillo se pone más o menos duro según el perfil de la etapa seleccionada, pero uno no puede dejar de pedalear en ningún momento porque de ser así nos pararíamos, lo que nos obliga a mantener una frecuencia cardíaca más alta y estable. A trabajar de continuo.
Como ejemplo, ayer pedaleaba durante 70 minutos en el rodillo. 46 kilómetros a una media de 149 p.p.m. fueron los datos que reflejaba mi Garmin tras el entrenamiento. Datos que -en mi modesta opinión (y experiencia)- son mucho más difíciles (que no imposibles, por otra parte) de conseguir rodando en la calle.


Para un deportista popular como yo, que ha llegado a completar dos maratones consecutivas (84,390 km) sobre un tapiz rodante y a pedalear durante 180 kilómetros sobre el rodillo simulador Bkool, cubriendo el mismo recorrido por el que discurre el Ironman de Hawái, el entrenamiento indoor y en estático puede llegar a ser muy divertido... Cada un@ que saque sus propias conclusiones.

Temporada 2018
Ya tenemos a la vuelta de la esquina el próximo año y -sobrado de motivos- hay que seguir buscando (para encontrar) motivaciones hasta debajo de las piedras. El Reto 15.052km Bkool 2018 (del cual tenéis toda la información pinchando en la pestaña habilitada en la parte lateral/derecha de este blog) será la iniciativa que ocupe la mayor parte de mi tiempo, en cuanto a deporte se refiere. Completar una media de algo más de 1.254 kilómetros mensuales en estático durante un año no será tarea sencilla para nada... ¡Habrá que ponerse piernas a la obra!
Y hablando de motivaciones, el próximo 4 de marzo este viejo búfalo cumplirá 38 años y me empieza a gustar la idea de celebrarlos en Orihuela... La inscripción para poder tomar la salida en el Campeonato de España de Duatlón de Larga Distancia, está en la carta que ya tengo preparada para entregársela a los Reyes Magos el próximo 5 de enero... Mientras tanto, tengo claro que el camino que me lleve hacia ella será avanzando, sin moverse del sitio. Al menos en su 95%.


Salvando lógicamente las distancias que existen, es muy agradable compartir el modus operandi -en un porcentaje muy alto en cuanto a entrenos se refiere- con deportistas profesionales de la talla de Lucy Charles y Lionel Sanders (actuales subcampeones del mundo de Ironman). Entrenar en estático, encerrado entre cuatro paredes, también da sus frutos. A cada uno los suyos.


9 de noviembre de 2017

MÁS DE 25.000 MOTIVOS

25.282€ ya han sido destinados a distintas causas sociales, gracias a la iniciativa "Reto 24 Maratones Solidarias sub3 horas 2017" y todo lo que esta ha generado alrededor. Más de diez meses al pie del cañón, van dando sus frutos:
  • Asociación Galbán: 4.752€
  • Fundación Josep Carreras: 4.000€
  • IUOPA: 3.839€
  • Enol Suárez: 3.714€
  • ASEMPA: 2.801€
  • Fibrosis Quística Asturias: 2.557€
  • ELA Principado.: 2.223€
  • Duchenne Parent Project España: 856€
  • Cruz Roja (Asamblea Alto Nalón): 500€
  • AsturiasMovember: 40€

Parece que fue ayer cuando comenzaba con la iniciativa y 2017 ya está dando sus últimos coletazos. Siempre he dicho que a lo único que aspiro es a sentarme el día de Nochevieja en la mesa y -cuando hacemos el típico repaso mental del año- poder brindar por lo conseguido. Y no me refiero al -cuanto menos llamativo- hecho de completar 24 maratones sub3 horas en un año. Eso es un detalle que perdurará para siempre en mí y de lo que nadie -excepto los que lo han vivido en primera persona- se acordará antes de acabar el mes de enero del próximo año.
Cuando digo brindar, hablo de lo que supuso el hecho de llevar a cabo este reto.
Como detallo arriba -a falta de completar tres asaltos a los 42,195 kilómetros para cumplir con lo prometido- más de 25.000 euros -muy honradamente- ya han sido destinados a distintas causas que lo necesitan (y lo merecen). 
Más de 25.000 motivos para no desfallecer en el esfuerzo. Esfuerzo físico, mental y económico. Porque mi dignidad está por encima de cualquier billete. 


Antes de viajar a Málaga, donde si todo va según lo previsto intentaré completar la 23ª, haremos parada en Gijón. La cita será el próximo sábado 18 de noviembre a partir de las 17:00 horas en la pista de atletismo de Las Mestas.
¡Y me gustaría poder contar con vosotr@s!... Para correr, caminar, animar... O simplemente para formar parte de un proyecto que ya es una realidad, pero que hace poco más de once meses era únicamente una ilusión compartida con los que en su día creyeron en mí.


"Mi mayor ilusión es seguir teniendo ilusiones" (José Narosky).

6 de noviembre de 2017

LA VIGESIMOPRIMERA DEL AÑO

7:36 horas... Arranca la 21ª Maratón Solidaria sub3 horas del año.
Por delante 53 vueltas al tartán de la pista de atletismo donde a las 9:00 horas se daría la salida a la XXXI Media Maratón de Avilés, a la que me uniría.


Las cuentas eran fáciles de echar, incluso para alguien como yo que soy de letras. Tenía una hora y veinticuatro minutos para completar los primeros 21,097 km del día. Activo el regulador de velocidad y me pongo piernas a la obra.
Poco a poco -entre vuelta y vuelta- comienza a amanecer y con el nuevo día empiezan a hacer acto de presencia los atletas más madrugadores. Todos tienen una palabra de ánimo para mí y eso -cuando uno corre sobre esa delgada línea que separa a los superhéroes de los monos de feria- se agradece mucho. Como ya comenté en alguna otra ocasión, ambos personajes me caen bien porque ya me han demostrado que cuando se juntan consiguen hacer cosas muy bonitas.


8:50 horas y el cielo se pone a llorar... Aún dudo si de emoción o de risa por verme dando vueltas a esa pista desde primera hora de la mañana.
Resultado: mojadura de las que te hacen entender que los kilómetros restantes habría que completarlos calado hasta los huesos. No hay problema, pienso.
Justo antes de darse la salida a la Media Maratón, mientras completaba la antepenúltima vuelta al tartán, mi cuñado Manuel me acerca la camiseta con el dorsal que Raúl -conocedor de mis manías- perfectamente me había colocado y una barrita keepgoing que sería mi gasolina para afrontar con garantías el resto de la ruta. Alentado por los aplausos de los presentes y por los ánimos de un speaker volcado con la causa, cumplo la primera parte del objetivo y afronto la segunda ya en compañía de los casi 600 atletas llegados.


Al contrario que en otras ocasiones, con la Maratón de Alcalá de Henares aún reciente en mi organismo y la cabeza pensando en lo que aún me queda para cumplir con lo prometido, con margen más que de sobra, voy de más a menos. Dicen que sabe más el diablo por viejo que por diablo y en esto de la maratón uno ya va teniendo una experiencia.
Al paso por el kilómetro tres, alcanzo a un grupo capitaneado por varios componentes del grupo Chanwas (muy buena gente). Nos saludamos y tras confirmar que su objetivo es completar la distancia en un tiempo máximo de una hora y treinta minutos, decido sacar el billete y viajar en ese vagón hasta el final.


Justo antes de entrar en la pista de atletismo donde estaba ubicada la meta, la misma pista en la que 42 kilómetros atrás comenzaba a correr, compruebo en mi Garmin que todo vaya según lo planeado... ¡Objetivo cumplido!
Disfruto de los últimos metros y sonrío debajo del bigote, como hacía mi padre.



2 horas, 53 minutos y 11 segundos después (1:24:08 + 1:29:03) cruzaba esta nueva meta. Y la disfruté... ¡Vaya que si la disfruté!


Infinitamente agradecido a la organización y a TOD@S los compañeros de afición (da gusto mezclarse con gente así) por el apoyo mostrado ayer a las iniciativas por las que corro... A Raquel y a Dani (Bikila Asturias), por abrirnos de par en par las puertas de su casa y ponernos todo a nuestra disposición... Por muchos motivos, mención especial para mi cuñado Manuel y por otros tantos, diploma de honor para mi amigo/hermano Raúl, que a las 6:15 horas me recogía para acompañarme en esta nueva aventura, pendiente de que no me faltara de nada.
Vivo en deuda con ellos. Vivo en deuda con vosotros. ¡Gracias de corazón!

¡LA VIGESIMOPRIMERA... TA FECHA!


Esta mañana, tras un fin de semana sembrando, comenzaba el lunes recogiendo la cosecha y -muy honradamente como debe ser- entregando los frutos a sus respectivos destinos:
- 370€, correspondientes a mis derechos de autor del libro Corriente Contra, destinados al Instituto Universitario de Oncología del Principado de Asturias.



 - 160€, generados de los beneficios (5€ cada una) de la venta de 32 camisetas del Reto, destinados a Duchenne Parent Project España.



Pequeños empujones en forma de zancadas para que no decaiga la investigación en su constante lucha por mejorar la calidad (y la cantidad) de vida de quienes lo necesitan. Hoy volveré a acostarme muy satisfecho...
25.282€ ya han sido destinados a distintas causas sociales, gracias a la iniciativa "Reto 24 Maratones Solidarias sub3 horas 2017" y todo lo que esta ha generado alrededor. Más de diez meses al pie del cañón que van dando sus frutos:
  • Asociación Galbán: 4.752€
  • Fundación Josep Carreras: 4.000€
  • IUOPA: 3.839€
  • Enol Suárez: 3.714€
  • ASEMPA: 2.801€
  • Fibrosis Quística Asturias: 2.557€
  • ELA Principado.: 2.223€
  • Duchenne Parent Project España: 856€
  • Cruz Roja (Asamblea Alto Nalón): 500€
  • AsturiasMovember: 40€

Cuando la cara que se te refleja en el kilómetro 41 de una maratón es esta, significa que has disfrutado la experiencia y que el camino que te ha llevado hasta la meta ha merecido la pena... ¡Para repetir!


4 de noviembre de 2017

LA VIGÉSIMA DEL AÑO

Controla tu mente
Olvida tus límites
Nutre tu cuerpo
Siente tu fortaleza
Toma el riesgo
Alcanza tus metas
Noquea tus miedos
Cultiva hábitos
Ignora lo negativo
Asume el reto...


Ya va a hacer tres años que, tras 34 en Laviana, fijé mi residencia en El Entrego de la mano de Mayte. Y aunque al principio me costó adaptarme, a día de hoy me siento fenomenal y un vecino más de este pueblín tan afayaizu.
Conocí a gente muy buena que han hecho mi vida mejor. Amigos como Saúl que el pasado sábado me acompañaba hasta Alcalá de Henares y el domingo me esperaría en la meta de la maratón. Y eso, después de 42,195 kilómetros corriendo (y unos cuantos más en furgoneta), se agradece mucho y se apunta para siempre en esa libreta que uno guarda muy cerca del corazón.


Eran poco más de las 19:00 horas del sábado cuando llegábamos a nuestro destino. Lo primero de todo recoger el dorsal para estar tranquilo, momento en el que coincidimos con Natacha y David. Una pareja admirable de la que podría decir muchas cosas pero que conoceréis mejor si visitáis Reto42Kancer.
¡Os animo a que le echéis un vistazo a su historia! Merece la pena hacerlo.


Una vez ubicados en el hotel -y con Héctor Gómez (autor de Corriente Contra) que estaba pasando unos días por Madrid, ya unido a la grupeta- buscamos un sitio donde cenar. No nos complicamos mucho la vida... Cruzamos la calle y en el primer local que encontramos con pinta de tener cocina abierta, entramos.
Tras ojear la carta, decidimos cenar lo que viene siendo un "menú pre-maratón".
Un poco de jamón serrano y queso manchego bien curado para hacer boca y unos huevos rotos con patatas fritas y jamón para rematar la faena.


Amanece el domingo... ¡Es día de maratón!... Una vez más.
Café con leche grande y croissant a la plancha con mermelada y mantequilla sería nuestro ritual antes de subirnos al taxi que nos llevaría hasta la salida.
Más de 1.700 atletas nos dábamos cita atraídos por las diversas pruebas que la organización tenía preparadas, recorriendo las calles del centro histórico y de distintos barrios de la bonita ciudad de Alcalá de Henares.
Según datos oficiales, 305 lo haríamos en la prueba de los 42,195 kilómetros.
Como ya hiciera en las maratones de Zaragoza, La Coruña, Vitoria, Laredo y Burgos, la idea era tomar la salida con el fin de llevar al mejor puerto posible la iniciativa 1 Puesto Ganado = 1 Euro Donado.


Con el mismo respeto de siempre a la distancia, pasadas las 8:30 horas comenzaba este vigésimo asalto sub3 horas del año a los 42,195 kilómetros.
Al haber varias pruebas, cada una con su correspondiente salida, estábamos todos mezclados en el cajón y -lógicamente- no sabía hasta donde llegaba el grupo de los atletas que afrontaríamos la maratón. Al poco de sonar el disparo me doy cuenta de que no había salido el último como estaba previsto y -para ser legal con la iniciativa y conmigo mismo- decido levantar el pie y dejar que me adelanten. Somos lo que hacemos y no lo que decimos que haremos.
Alcanzo al tandem Natacha/David y durante algo más de tres kilómetros aprovechamos para grabar un vídeo en directo, con el fin de dar difusión a las iniciativas por las que corríamos. Un placer poder mezclarse con gente así.
Es al paso por el kilómetro cinco cuando empieza la verdadera maratón para mí.
Como siempre, voy de menos a más y -tras compartir kilómetros y conversación con buena gente (como David) que uno conoce en este tipo de pruebas- hago el paso por la media maratón muy cómodo, en 1:26:45 (138 p.p.m.).


Mientras Héctor atendía el stand en el que -gracias a las facilidades que nos puso la impecable organización del evento- pudimos promocionar las camisetas solidarias diseñadas para la ocasión y el libro que él mismo ha escrito, Saúl, pendiente de mí en todo momento, me entrega un gel keepgoing que me tomo al paso por el kilómetro 25, momento en el que comienza mi remontada.
Meto un par de marchas más y completo los últimos diecisiete kilómetros a una media de 3:50 min/km para 2 horas, 49 minutos y 49 segundos después de tomar la salida, cruzar una nueva meta. La vigésima del reto.
Impresionante el apoyo recibido por parte de la organización... ¡Volveré!
Tras la carrera, una buena ducha en el hotel antes de reponer fuerzas con lo que viene siendo un "menú post-maratón". Como el día anterior, un poco de jamón serrano y queso manchego bien curado para hacer boca y unos huevos rotos con patatas fritas y jamón para rematar la faena... ¿Alguien da más?


Tres personas totalmente distintas. Cada una con su estilo, gustos, pensamientos y creencias, a los que la vida dio la oportunidad de conocerse... Tres amigos.
En el asiento trasero de mi furgoneta, en el viaje de regreso a casa tras nuestro paso fugaz por Alcalá de Henares -y mientras suena Sabina- pienso... Pienso y disfruto con ello. El hecho de poder contar con gente como Héctor y Saúl me hace feliz y me enorgullece.
Cuando los medios materiales y económicos son escasos, uno sólo puede devolver el cariño recibido con cariño... ¡GRACIAS por todo!

¡LA VIGÉSIMA... TA FECHA!

Martes 31 de octubre 2017
Tras lograr adelantar a 296 atletas y cruzar la meta en el 9º puesto de la general (3º de mi categoría), muy honradamente como debe de ser, entregaba los 296€ prometidos a Duchenne Parent Project España.



Con motivo de la organización de la Media Maratón de Avilés, mañana intentaré completar la 21ª Maratón Solidaria sub3 horas del año.
Para ello comenzaré a correr a las 7:30 horas, con la idea de completar 53 vueltas (21,2 km) a la pista de atletismo del Estadio Yago Lamela para -a las 9:00 horas- enlazar con la salida de la prueba, con el fin de sumar los 21,097 kilómetros restantes para completar los 42,195 km previstos.
Gracias a la organización, en la zona de salida/meta habilitaremos un stand donde podréis adquirir la camiseta cuyos beneficios irán destinados a Duchenne Parent Project España y/o el libro Corriente Contra cuyos derechos de autor van destinados al IUOPA. Sin trampa ni cartón.